Limpieza de graffitis

El mundo de los graffitis quizás para muchos sea un arte. Sin embargo en muchas ocasionas los graffitis aparecen en lugares que no deseamos y además sin ningún permiso solicitado previamente. En este post te contamos algunas técnicas que utilizan los profesionales para la limpieza de graffitis y poder eliminarlos completamente.

Limpieza de graffitis

Cómo decíamos anteriormente, los graffitis o pintadas se encuentran en multitud de lugares, por ello su eliminación está a la orden del día. Sin embargo hay que tener en cuenta unos pasos específicos que siguen los profesionales de la limpieza en su procedimiento de borrado.

Existen tres pasos fundamentales que has de seguir para la limpieza de graffitis:

  1. Identificar cual es la superficie en la que se sitúa el graffiti, ya que según se trate de piedra, ladrillo, hormigón u otro material, la superficie puede ser lisa o rugosa. También es importante conocer que sustancia es la que hay que eliminar. Tradicionalmente los graffitis se realizan con pintura en aerosol, sin embargo cada vez existen más tipos de pintura para dar diferentes efectos cuya eliminación es aun más complicada.
  2. Escoger que método es el idóneo para llevar a cabo el proceso de borrado. La mayoría de productos que existen para la limpieza de graffitis solo se venden en tiendas de menaje o de pintura. Esto se debe a la delicadeza de las sustancias que componen el producto en concreto. Estos deben ser utilizados por un profesional de la limpieza.
  3. Aplicar sobre la superficie una capa protectora especial. De esta manera evitaremos que no se vuelva a dañar si se produjera otra pintada. Existen dos tipos de recubrimientos protectores, el temporal y el permanente. El temporal desaparece cuando finaliza el proceso de limpieza de graffitis. Al permanente, por el contrario, no le afecta este proceso y permanece en la superficie de manera indefinida.

 

Métodos de limpieza de graffitis

Pintar

Es uno de los procedimientos más baratos y efectivos, sobre todo si se trata de superficies lisas. Con la pintura se consigue la eliminación total del graffiti a diferencia de determinados productos químicos que no consiguen el resultado deseado.

Removedores químicos

El más efectivo de los removedores químicos es el disolvente. Hay que tener cuidado ya que el resultado puede no ser óptimo, y quedar restos de pintura en nuestra pared. Los expertos de la limpieza de graffitis lo utilizan, en primer lugar, en zonas pequeñas. De esta manera observan la reacción que tiene el químico con la sustancia que se ha utilizado para hacer el graffiti. Al igual que pintar es recomendable para superficies lisas, los removedores químicos son perfectos para la piedra o el granito.

Lavado a presión

Es el procedimiento estrella para la limpieza de graffitis. Se lleva a cabo con una máquina a presión con agua y disolvente especial para borrado. En primer lugar se aplica el producto sobre la pintada y se deja actuar durante unos minutos. A continuación procede al lavado con el agua y el líquido «anti-graffitis». Una de las principales ventajas de este método es que evita el desgaste de la superficie al ser agua la mayor parte del líquido que se aplica.

Puedes usar estas etiquetas : <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>